domingo, 27 de junio de 2010

Era una historia real...

Llevo toda mi vida escuchando muchas historias, a las que mi padre le ponía toda la emoción posible cuando me las contaba.... siempre, siempre, creí todas sus historias, como todo niña jamás dudé de su veracidad..... ¡¡Mi padre era lo máximo!! (Aún lo es...) Sin embargo, cuando fui creciendo, me di cuenta de que algunas cosas papá se las inventaba, tiempo después fui consciente de que se las imaginaba para mi... para su hija que le creía tanto y tantas cosas.
Muchas de esas historias eran de su querido equipo el Barcelona S.C.
Todos los que me conocen saben lo mucho que me encanta el fútbol,   todo gracias a mi padre y a su  pasión por el fútbol. Aún recuerdo como me contaba sus partidillos de fútbol, cómo me mostraba con orgullo las cicatrices que tenía marcadas en sus piernas por algunos partidos jugados en su juventud....
Pero quizá lo que más recuerdo es cuando me narraba varias de sus visitas al estadio del Monumental, como celebraba los triunfos de su equipo, y recuerdo las risas cuando me hablaba de que una vez perdió a un primo mío, que luego resultó estar con los mismos jugadores en la caravana del equipo. Cómo recuerdo su cara, y su ilusión por volver a vivir esas 'noches amarillas en el Monumental' ... Cómo recuerdo su potente voz cantando:

«Hoy tengo fiesta en el Monumental
Porque juega Barcelona
Pero qué cosa sensacional
Dale, dale Barcelona
Sobre la cancha no habrá rival
Porque gana Barcelona
Vamos con todo y hasta el final
Siempre, siempre Barcelona.»



Todo esto lo recuerdo desde el máximo cariño de una infancia feliz.... Pero eso quedó en el pasado, la vida ha extendido un tupido velo en estas historia...

Después comencé a pensar que la fabulosa imaginación de mi padre se había creado un equipo del que estaba orgulloso, un equipo glorioso, un grupo de jugadores, o que había imaginado historias que jamás habían existido... Total, yo nunca vi ganar un solo título al Barcelona!! Me quedé con las ganas de disfrutar y sentir la alegría de celebrar un título de mi equipo de toda la vida.

De todas las "invenciones" de mi padre, había una  jugadas que la contaba mucha más veces que las demás, esa jugada era un gol de chilena de Victor Ephanor... una jugada que yo nunca vi, pero que creí de su existencia. Hace unas semanas atrás leí en el periódico ecuatoriano 'El Universo' que Barcelona celebraba 85 años desde su fundación.... junto al reportaje habían varias fotos en blanco y negro de las épocas gloriosas del Barcelona, y entre todas ellas... ahí estaba: La jugada que mi padre tanto me narraba... El gol de chilena de Víctor Ephanor a Técnico Universitario. Donde Barcelona se llevo el título en 1980 de la liga ecuatoriana.

La vi...
...Era una historia real
















Hace unos meses atrás, se jugaba una final en Hamburgo, era final de la Europa League (la antigua UEFA) entre el Atlético de Madrid - Fulham; el Atlético no ganaba un título hace 48 años, la mayoría de seguidores que estaban animando a su equipo no habían vivido ningún triunfo, sin embargo su esperanza de verles triunfar les llevó a creer.... y a no hacerse la triste pregunta ¿Papá, por qué somos del Atlético?


Yo también creo como los seguidores del Atlético.... porque no es fácil de explicar, pero es algo muy, muy grande.....!

PD: Ahora, que estamos en época de mundial y escucho las narraciones, sigo pensando que no hay nadie que narre mejor los partidos y los goles que mi padre.

1 comentario:

Silvia Almanza "Vasconcelos" dijo...

ajjajaja que bueno que descubriste que era una historia real!!

Por cierto, ¿no es lo máximo las nuevas modificaciones que se le pueden hacer al blogg? ajja me encanta tu nuevo diseño!