martes, 30 de septiembre de 2008

El niño con el pijama de rayas



Ayer comencé a leerme el libro de John Boyne... ese que meses atrás me llamó la atención en la librería al tener un título tan singular "El niño con el pijama de rayas" Hoy a eso de las seis de la tarde lo acabé... y recordé algunas cosas de mis estudios de historia que trataré de explicar más abajo, solo decir antes que es un libro tan tierno y real que merece la pena leérlo. Por cierto recomiendo leer algo sobre el tema del holocausto , Auschwitz, para entender mejor el libro.

  • Cuando estudie la 2º G. M. en clases ya tenía una noción de todo el tema, pero mis conocimientos estaba muy generalizados así que cuando me puse a estudiar a fondo me costó algunas lágrimas el pensar que el mundo veía a otro lado cuando miles de judíos sufría tal martirio.
  • Parece que en el holocaustos solo había dos bandos: Los judíos y los alemanes 'malos' pero este libro demuestra que no es así... El joven Bruno (como le gusta que le llamen, en lugar de jovencillo), demuestra la bondad e inocencia de un aleman. Es verdad que parte de ello es gracias a su corta edad, pero también los hubo mayores. Wilm Hosenfeld, un hombre bueno entre tanta podredumbre nazi.
  • Algo que no había pensado nunca, pese a mis repetidos recuerdo de este suceso, es que la onda expansiva de sufrimiento del holocausto llegó a muchas más personas de las que se piensa... hasta nazis sufrieron, aunque suene raro (al final del libro se explica mi última frase)
  • La alambrada que da tanto de sí en el libro, separa hoy tanto o más de lo que se describe en el libro...hoy en día es más disimulado, pero ahí está con una incómoda invisibilidad.
  • Todos somos iguales. Ayer, hoy y siempre...
Con más que decir me quedo hasta aqui, deseando que cada uno tenga su propia reflexión moral y humana

1 comentario:

Silvia Almanza "Vasconcelos" dijo...

ahora que he visto el trailer ya NECESITO ver la película!!!

O dime...de verdad leo el libro primero?? Yo sé que en el fondo es lo mejor, pero algunas adaptaciones son buenas!